Seleccionar página

5:50 de la mañana.Suena el despertador y me levanto ansioso por ver la ventana del salón y comprobar si estaba soplando mucho viento.Veo que no y me pongo a desayunar mientras mis fantasmas empiezan a invadir mi cabeza.

Debido a que las dos semanas anteriores  a la maratón estuve parado por una tendinitis en el cuádriceps pero sobre todo por una picadura de una araña que se me inflamó y me dejó parado,esos fantasmas llevaban sobrevolando mi cabeza la última semana,y en mayor o menor medida,seguro que tod@s los que habéis corrido una maratón habéis tenido que pelear contra esos fantasmas.

Siguiendo mi ritual,después de desayunar,me puse los auriculares y así estuve la siguiente hora y media escuchando a Extremoduro (extrañamente es lo único que calma a mis fantasmas) hasta que nos fuimos a la salida.

Allí,al ver a las nécoras parece que esos nervios desaparecieron y me empezaba a encontrar mejor.Luego calentando con Miguel Marzoa,conseguí evadir la cabeza hasta el momento de entrar en el cajón.

Miguel me había comentado que teníamos que empezar fuertes en Samil para intentar aprovechar y ganar algunos segundos.Dan la salida y me pongo a correr a 3:59 pero al girar en las pistas de tenis hacia la salida me doy cuenta que estoy yendo solo entre el grupo de cabecera y el de Miguel. Pienso si saltar al primer grupo pero los fantasmas hacen su trabajo y me dejo caer e insertarme en el grupo en el que va Miguel.

Así vamos juntos,con dos Taninos (Jose y Groba) tirando del grupo y nosotros detrás de ellos con dos más.Al llegar a Canido,empezamos a subir y me doy cuenta que me vuelvo a ir del grupo ya que yo tengo facilidad para subir más cómodo que el resto.Sigo tirando en Mide hasta que engancho con dos corredores que se habían descolgado del grupo de cabecera.Me junto con ellos y al llegar a Saians llega el grupo de Miguel con los Taninos tirando a buen ritmo.Nos adelantan y me uno a ellos.Y así llegamos hasta Patos donde giramos vuelta hacia Samil.

En ese momento, Jose de Taninos,empieza a poner un ritmo exigente,rodando por debajo de 3:50 y con varios de nosotros mirándonos y pensando que nos iba a reventar J

Y con ese ritmo llegamos hasta Canido,y en la cuesta de la Iglesia me pongo a tirar del grupo ayudado por Juan,y con el chico del Sar,Daniel y Jose de Taninos pegados a nosotros.Miguel aguantando como un león seguía con nosotros y Groba iba cayendo con peor cara.

Y así nos plantamos en Samil, uno de los momentos más emotivos, porque al llegar a la curva,con toda la gente aplaudiendo y animando, se te ponen los pelos de punta.

Seguimos Juan y yo tirando hasta volver a llegar a Canido.En ese momento me encuentro bien,los fantasmas han desaparecido y tengo confianza en mis piernas.Sabía en ese momento que había 8 personas por delante nuestra, y aprovechando que en la subida me separo del grupo,al llegar a la rotonda,decido tirar hacia delante sin mirar atrás. Sigo subiendo Mide y en el alto echo la vista atrás y veo que he cogido un buen trozo y delante veo al 8º que me lleva una buena distancia.Se activa en mi el chip en la cabeza y decido ir a por él.

Me pongo a rodar en 3:51-3:53 y acabo cazándolo pero decido seguir hacia delante,ahora que soy capaz de ver a los dos Manueles delante de mí.Y apoyado por los animos de Patri primero,y de la gente después,me pongo a tirar mientras mi mujer me grita que controle los ritmos.

Así llegamos a la bajada de Panxón donde he conseguido recortarles y los tengo a unos 200 m rodando a 3:47.Subimos panxón y encaramos Playa América.Los sigo teniendo a la vista pero no consigo recortarles nada.Al llegar a Monte Lourido me noto fatigado,el esfuerzo de los kms anteriores,el ir solo y ese viento que se había levantado empiezan a hacer mella en mi.Ahora toca pelear contra otros fantasmas,los que te dicen que te relajes,que no vale la pena sufrir,pero esto ya lo hemos vivido y sabemos que a ese fantasma sólo lo callas luchando y centrándote en llegar a la siguiente bandera del siguiente km.

Subiendo la rampita de Monte Lourido me encuentro a Lou que me da un chute de vida increíble.Los ánimos ahí son mejores que cuatro geles en vena.Sigo peleando,viendo que aún los tengo a la vista,intentando acercarme a ellos e intento hacer un último esfuerzo rodando el 39 en 3:54 pero veo que no voy a poder alcanzarlos.Llego al 40 pasando en 3:57 y con el cuerpo muerto,las piernas destrozadas y la cabeza peleando para no dejarme ir,y hago lo que nunca se puede hacer:

Miro hacia atrás,veo que le llevo mucha distancia al octavo (Santi Vales) y me dejo ir, rodando el penúltimo km en 4:12.Cuando está faltando un km,en la recta de Baiona,un grupo de gente me aplaude,me gritan que ya no queda nada,y ya veo al fondo los hinchables. Pero 4 segundos después,vuelvo a escuchar en mi espalda aplausos y gritos de ánimo.

“No puede ser”,pienso mientras giro la cabeza.Y ahí veo a Santi a 20 metros de mi. Lucho contra mi cabeza,me digo a mi mismo que no puedo perder lo que me ha costado tanto conseguir,y sin saber como ni de donde,saco fuerzas para esprintar sin mirar atrás. No quiero girar,temo ver a Santi adelantándome y sólo focalizo la meta .No veo a mi mujer,no veo a Elisa, compañera y mujer de Miguel que me están animando,no escucho nada…sólo corro, corro y corro y sólo quiero que no me adelante.Km 42 en 3:46 y los últimos 200 metros en 3:34 dicen claramente que entregué todo lo que tenía. Finalmente llego a meta un segundo por delante de Santi y con la sensación de no ser capaz de correr ni un metro más.

Un Séptimo puesto en la general que sabe como un triunfo,bajando 1:20 mi mejor marca de Berlín el año pasado y ese 2:46:54 que no me puedo quitar de la cabeza.

Sólo me queda agradecer a todos mis compañeros los ánimos dados durante la carrera,y aprovechar el momento para agradeceros como me habéis acogido,como me habéis hecho sentir desde el primer día uno más de esta gran familia y que ser una nécora es un orgullo,un honor y un privilegio poder compartir la negra y los kms con gente como vosotr@s!

Y por supuesto,gracias a El Trigalpor apoyarnos en nuestras locuras.Sin ellos,todo sería más difícil J

Sempre Carmaaaaaa!!!